martes, 15 de enero de 2013

EL HOMBRE QUE PLANTABA ÁRBOLES

      He descubierto un libro precioso. Un librito pequeño como una semilla, y del que puede salir una gran reflexión, al igual que una semilla se puede convertir en un fuerte y enorme árbol.
       Todos sembramos una semilla, cada día con cada acto.
       Este relato es un ejemplo de lo que la dedicación, disciplina y entrega puede lograr.
Aquí conocerás un poco del libro.
       Lo he descubierto por casualidad, gracias a Laura, una de mis alumnas 6º más lectoras. Estaba ayer en la hora de biblioteca enfrascada en la lectura de este libro, pero decía que no sabía cómo resumirlo, pues no era una historia como todas…
      Le propuse que se lo terminara y fuera pensando en las ideas principales y que me lo dejara para que yo pudiera leerlo. Vi que el libro no era muy grande y que podría leerlo bien.


        No es una traducción muy buena, pero se puede leer.
      Anoche me lo leí del tirón… y descubrí esta joya de la literatura. En un principio pensé que Elzéard Bouffier era alguien real, aunque hoy investigando he visto que no, que sólo fue alguien que estuvo en la imaginación de Jean Giono, pero eso no le hace menos importante a mis ojos.
Conoce al autor
       Hoy durante la hora del recreo, he hablado con Laura y ha podido resumir el libro, considerando que no es un cuento, y aunque no fue verdad lo que aquí se narra, ojalá que en muchos momentos pudiera serlo.
www.Tu.tv
Esta animación es un regalo para todos, estoy seguro de que os va a gustar

1 comentario:

julia maria dijo...

Bueno Conchi, la animación no la veo, pero el libro lo tendremos que leer que nos ha entrado gusanillo. Un beso.